De la Tierra a Saturno: Cómo controlar la vibración, los golpes y la temperatura extrema

La forma única de rosca interna ayuda a los fabricantes a combatir la vibración, los golpes y las temperaturas extremas en los vehículos, no sólo en las aplicaciones terrestres más arduas, sino también sobre la superficie gélida de la luna más grande de Saturno, para una mayor seguridad y un mejor rendimiento, así como un menor costo de garantía, servicio y ensamblaje.

Cuando la nave espacial Cassini-Huygens ingrese en la órbita de Saturno en julio de 2004, habrá enfrentado, por primera vez en la historia de la humanidad, no sólo la vibración, los golpes y las temperaturas extremas del lanzamiento de un cohete Titán IV, sino también un viaje de 7 años desde la Tierra a través de más de 750 millones de millas en el espacio. Posteriormente, la sonda Huygens ingresará en la oscura atmósfera de Titán, la luna más grande de Saturno, midiendo la composición atmosférica durante todo el camino hacia la superficie gélida de Titán. Con el objeto de obtener mediciones atmosféricas precisas de Saturno desde el satélite Cassini y de Titán desde la sonda Huygens, varios cientos de pernos deben mantener cavidades selladas al vacío sin que se aflojen o dañen las roscas durante el transcurso de su misión.

Haga clic en el vínculo que figura a continuación para leer el artículo completo.
AttachmentTamaño
Spiralock_feature_article.pdf348.34 KB
Copyright ©2010 Spiralock  |  25235 Dequindre Road  |  Madison Heights, MI 48071  |  248.543.7800  |  800.521.2688 (EE. UU.)